Deseo agradecer a Dios por permitirme el privilegio de comandar una institución policial conformada por personal imbuidos de una alta mística y profesionalismo, lo que permite que el país y el mundo mire con profundo respeto y admiración los importantes logros que en materia de lucha contra el flagelo de la humanidad aportamos con denuedo, al engrandecimiento de nuestra querida patria; garantizando con ello el crecimiento sostenido de nuestra economía nacional y muestra a los ojos del mundo la importancia de esta lucha sin cuartel como política de estado. Si bien, es cierto que el personal de la Policía Nacional del Perú, tiene que enfrentar diversos obstáculos en su lucha contra la delincuencia, puesto que incrementa el gasto público en las políticas de prevención y sanción de este delito y evita que los recursos del estado sean utilizados en salud y educación; el desarrollo de esta ilícita actividad genera a su vez, el movimiento de capitales de blanqueo o lavado generando con ello el clima de violencia generalizada y el retiro de importantes actividades productivas. Es por ello que el supremo gobierno consciente de sus responsabilidades delega la responsabilidad de luchar contra este flagelo a la dirección ejecutiva antidrogas, que haciendo uso de los mecanismos legales y contando con el apoyo de la cooperación internacional desarrollamos operaciones de interdicción fluvial, helitransportada y terrestre, demostrando en el ámbito funcional el efectivo trabajo que la opinión pública nacional e internacional reconoce a la dirección ejecutiva antidrogas. El mensaje del que soy portavoz es que luchemos indesmayablemente para que, conocida la magnitud y complejidad del problema del tráfico ilícito de drogas, asumamos el reto de luchar por el Perú y el mundo sin drogas. La erradicación de cultivos ilícitos de amapola o adormidera, cannabis y hoja de coca constituye para nosotros compromiso especial para estar vigilantes a su desarrollo, así como el control de ingreso de insumos químicos que son usados en la producción de estupefacientes coadyuvando de esta manera a atenuar los efectos perversos de esta actividad en la preservación del medio ambiente porque alienta la deforestación, erosión y desertificación de los suelos. El tráfico ilícito de drogas está generalmente vinculado a otras actividades delictivas tales como el terrorismo, el tráfico de armas, la trata de personas, la corrupción y el blanqueo de capitales; es por ello que gracias al apoyo y accionar de importantes instituciones ligadas a la lucha contra estas organizaciones delictivas desarrollaremos planes de acción que de manera conjunta influirán en el éxito de esta ardua tarea. Solo me queda recordarles que en cada uno de nuestros operativos tengamos presente que nuestros héroes y mártires vigilarán que el brillo de nuestros actos no opaque la luz intensa con que nuestro emblema institucional contribuye a fijar el futuro de nuestra querida patria.

General de Policía
Vicente ROMERO FERNANDEZ
Director General de la Policía Nacional del Perú

MISIÓN
La Policía Nacional del Perú es una institución del Estado que tiene por misión garantizar, mantener y restablecer el orden interno, prestar protección y ayuda a las personas y a la comunidad, garantizar el cumplimiento de las leyes y la seguridad del patrimonio público y privado, prevenir, investigar y combatir la delincuencia; vigilar y controlar las fronteras; con el propósito de defender a la sociedad y a las personas, a fin de permitir su pleno desarrollo, en el marco de una cultura de paz y de respeto a los derechos humanos.

VISIÓN
Policía moderna, eficiente y cohesionada al servicio de la sociedad y del Estado, comprometida con una cultura de paz, con vocación de servicio y reconocida por su respeto irrestricto a la persona, los derechos humanos, la Constitución y las leyes, por su integración con la comunidad, por su honestidad, disciplina y liderazgo de sus miembros.

- Mantener la seguridad, tranquilidad públicas y garantizar el libre ejercicio de los derechos consagrados en la Constitución Política del Perú.
- Prevenir, combatir, investigar y denunciar los delitos y faltas previstos en el Código Penal y leyes especiales, perseguibles de oficio.
- Garantizar la seguridad ciudadana.
- Brindar protección al niño, al adolescente, al anciano y a la mujer que se encuentran en situación de riesgo de su libertad.
- Investigar la desaparición de personas naturales.
- Garantizar y controlar la libre circulación ferroviaria, vehicular y peatonal en la vía pública y en las carreteras.
- Intervenir en el transporte aéreo, marítimo, fluvial y lacustre en acciones de su competencia.
- Vigilar y controlar las fronteras, velar por el cumplimiento de las disposiciones legales sobre control migratorio de nacionales y extranjeros.
- Brindar seguridad al Presidente de la República en ejercicio o electo, a los Jefes de Estado en visita oficial y Presidentes de los Poderes Públicos.
- Cumplir con los mandatos escritos del Poder Judicial, Tribunal Constitucional, Jurado Nacional de Elecciones, Ministerio Público y de la ONPE.
- Participar en la seguridad de los establecimientos penitenciarios, así como en el traslado de los procesados y sentenciados de conformidad con la ley.
- Participar en el cumplimiento de las disposiciones relativas a la protección y conservación de los recursos naturales y del medio ambiente.
- Velar por la seguridad de los bienes y servicios públicos, en coordinación con las entidades estatales correspondientes.
- Participar en la Defensa Nacional, Defensa Civil y en el desarrollo económico y social del país.
- Ejercer la identificación de las personas con fines policiales.
- Ejercer las demás funciones que se señalen la Constitución y las leyes.

NUESTRO ESCUDO.
Es un escudo ovalado, con campo dorado. El timbrado "Policía Nacional del Perú", está inscrito con letras doradas en fondo blanco circundado con un listin de oro. En el punto de honor, el Escudo Nacional va sobre dos espadas doradas cruzadas. Al pie del Escudo, una banderola con los colores nacionales plegada en sus extremos lleva impreso el lema "Dios, Patria y Ley". Rodea sus costados hasta el pie, dos copos de roble estilizados, de color natural.
En el interior de nuestro escudo esta representado por la vicuña que esta mirando al interior lado derecha, con fondo azul que representa la riqueza del reino animal.
A la izquierda el arbol de la Quina con fondo blanco que representa nuestro reino vegetal.
Y en el inferior la Cornucopia de color dorado con monedas de oro, con fondo rojo que representa la riqueza mineral de nuestro país.

NUESTRO HIMNO.
Coro
Policía soy, de corazón, por vocación noble y leal, con la tradición de los heroicos policías del ayer; doy mi juventud, mi abnegación, mi patriotismo y lealtad, para servir con fe y honor, en la gloriosa Policía Nacional.
Estrofas
I
Policía peruana, eres pueblo hecho Ley por el orden interno, por la vida y la paz donde exista el peligro, donde clame el dolor, siempre habrá un Policía, presto a servir, listo a morir por el Perú.
II
Como norte y divisa, Dios mi Patria y la Ley, construyendo un mañana, soberano y triunfal, sin fatiga sin tregua, con honor hasta el fin siempre habrá un policía, presto a servir listo a morir por el Perú.

El historial de la Institución Policial podría remontarse hasta la época de los incas; pero, es en la etapa republicana donde comienza a perfilarse como una entidad con misión y funciones propias. Los primeros Cuerpos de Policía aparecen formando parte de las Fuerzas Armadas, en el período de 1825 a 1839. Los serenos y vigilantes tienen en esta etapa a su cargo funciones de policía.
El año de 1821, el Libertador Don José de San Martín, atendiendo al consejo ciudadano de la época, con fines de organización y por necesidad propia, se crea la "GUARDIA CIVICA" , con la finalidad de mantener el orden público. Teniendo como Inspector General a Don José Bernardo Tagle y Portocarrero, Marquéz de Torre Tagle, quién posteriormente ejercía el Supremo Gobierno, con el título de Supremo Delegado (19 de enero al 21 de agosto 1822).
Al dictar Don José de San Martín la Primera Carta Magna, se establece la creación de tres Ministerios: el de gobierno y Relaciones Exteriores, el de Guerra y Marina; y el de Hacienda. En lo referente a la Furerza Armada y Policía, articulaba así: "Constituyen las Fuerzas Armadas de tierra, el Ejército de línea, la Milicia Cívica y la Guardia de Policía, Priorizando la Milicia Cívica la cual se encargará de mantener la seguridad pública entre los limites de cada Provincia" (Artículo 168 de la Primera Constitución del Perú).

Durante el mandato de Don Simón Bolivar Palacios, el 07 de Enero de 1825 se crea la Guardia Nacional, en base de personal licenciado del ejercito, organizado bajo un sistema netamente militar. El 09 de diciembre de 1826, se expide la Constitución Vitalicia, en uno de cuyos artículos se especificaba que la función policial se independizaba del gobierno municipal (que era rezago de la época virreynal), pasando al Ministerio de gobierno por intermedio de las Prefectura e Intendencias.
El 20 de Enero de 1827 se creó el Primer Reglamento de Policía, durante el gobierno del Mariscal Don Andrés de Santa Cruz Calaumana (Presidente del Quinto Consejo de Gobierno de la República Peruana).
El Mariscal Andrés de Santa Cruz dispondría la acción policial por todo el territorio a través de los Serenos.
En 1851 asume la Presidencia de la República el General don José Rufino Echenique Benavente. Es así como el 14 de abril de 1852, se reorganiza las Fuerzas de Policía en un solo cuerpo Policial que se denominaría GENDARMERIA. A la letra el artículo 1ro. del decreto Supremo en referencia dice: "Todos los cuerpos de Policía de Serenos y vigilantes, se reunirán en uno solo, con nombre de Gendarmería, se empleará exclusivamente en mantener la seguridad pública".
Asimismo en el 2do artículo este dispositivo legal expresaba la independencia de este cuerpo Policial del Ministerio de Gobierno y Policía.

El 07 de Agosto de 1861, la antigua Organización es disuelta y se forman en su reemplazo dos batallones, que se denominarían, los batallones de Gendarmeres Número Uno y Dos.
El batallón de Gendarmeres Número Uno, tomaría como sede el Cuartel Santa Ana, en la ex calle Sacrametno, aledaña a la Plaza Italia, Barrios Altos, hoy convertido en un Centro Escolar. Es este el batallón que dió origen a la Guardia Republicana (07 de Agosto de 1919).
Don Manuel Pardo y Lavalle asume la presidencia el 02 de Agosto de 1872, siendo una de sus primeras acciones Reorganizar las Furzas Policiales. Subdividiéndolas en tres grandes campos:
1. Organizacón del Vecindario.
2. Servicios Especiales de Policía.
3. Fuerza Regular de Policía.Esta a su vez se dividía en Guardia Civil y Gendarmería.(a caballo con labor de Policía Rural).
Es así como se gesta el nacimiento de la Guardia Civil, al expedirse, el Decreto Supremo de su creación, refrendado el 31 de diciembre de 1873, documento que fue publicado en el diario Oficial "El Peruano" con fecha 28 de enero de 1874 y posteriormente el 23 de marzo del mismo año.Durante el mandato del Presidente de la República don Augusto B. Leguía Salcedo, se expide la Resolucón Suprema mediante la cual se denomina Regimietno "GR", al Batallón de Gendarmeres Número Uno.
Durante esta gestión gubernamental se contrató una Misión Española, con la finalidad de impulsar las antiguas fuerzas de Policía, es así que un 03 de Julio de 1922, se crea la Escuela Nacioanl de Policía, con la finalidad de "organizar de un Cuerpo de Guardia Civil, al igualdad que en España, Sobre la base de la Gendarmeria de entonces. Otro Cuerpo de Seguridad y Orden Público a base de la Guardia Cicil, y crea un Cuerpo de Investigación y Vigilancia., con los elementos aprovechables de la Sección de Investigaciones de la entonces Intendencia de Policía".
La Escuela de Policía se inauguró el primero de Noviembre de 1922.
Inicialmemte se dividió en cuatro secciones, teniendo el siguiente Plan de Estudios:
Cursos para Oficiales.
Cursos para Sección de Tropa.
Cursos para la Sección de Investigación.
Siendo Presidente de la República el Doctor Don josé Luis Bustamante y Rivero. el 15 de Setiembre de 1948, el Ministro de Gobiernop y Policía Doctor Julio César villegas Cerro, en reconocimiento al esfuerzo desplegado en el difícil campo de la Investigación y vigilancia, expide una resolución, otorgandole autonomía e independencia funcional a esta Unidad policial con misiones específicas y modificándosele su denominación de Cuerpo de Investigación y Vigilancia a Dirección de Investigación, Vigilancia e identificación (CIVI).
En 1949, siendo Presidente de la República el General Don Manuel Apolinario Odría Amoretti, se eleva el CIVI a la categoría de dirección General. Por resolucón del 09 de Noviembre de 1955, se facultad el ingreso de personal de investigaciones de sexo femenino. Es así como, el 02 de Mayo de 1956, cuarenta jóvenes mujeres ingresan como "Aspirantes a Vigilantes del Cuerpo de Investigaciones".
A partir de entonces, la Nación Peruana ve configurarse tres cuerpos policiales con misión y funciones específicas: La Guardia Civil del Perú, La Policía de Investigaciones del Perú y la Guardia Republicana del Perú.
Como ente de apoyo fue creada la Sanidad de Policía, mediante Resolución Suprema del 04 de diciembre de 1924. Un cambio importante se produjo en 1985, cuando el Supremo Gobierno dispuso la reorganización de las Fuerzas Policiales mediante la Ley de Bases N° 371, la misma que entre otras medidas, estableció un Comando único y un solo Centro de Estudios para la preparación de oficiales policías, y una Escuela de preparación para guardias.
Creación DE LA PNP. 1988.
El 28 de julio de 1985, asume el gobierno Constitucional del país, el doctor Alan Ludwig Gabriel García Pérez, dándose los primeros pasos de los que significara en un futuro, no muy lejano, la integración de las Fuerzas de Policía en una sola Institución. Se promulga la nueva Constitución Política del Perú, en la misma que, por primera vez en la Historia del Perú, se reconoce la finalidad de la policía peruana que, se precisa, es mantener el Orden Interno.

Al afianzarse la política de Integración Policial, en este mismo período presidencial y por Ley N° 24949, un 06 de diciembre de 1988 se establece una modificatoria en la Constitución Política, creándose la Policía Nacional del Perú, asumiendo este nuevo ente policial la Organización y Funciones de las Instituciones primigenias, GC, GR y PIP, con todos sus derechos y obligaciones, dándose inicio as a una nueva etapa en la historia Policial Peruana, involucrada en la problemática socio - económica, cada vez más complicada, agudizada por el fenómeno del narcoterrorismo y su secuela escalofriante y sangrienta., adoptando el lema:"Dios, Patria y Ley".Las décadas de los 80 y 90, han sido etapas de duras pruebas para el profesionalismo policial que tuvo que enfrentar exitosamente graves alteraciones del Orden Interno, provocadas por el narcotráfico, el terrorismo y la delincuencia organizada.Son logros históricos el haber contribuido a la derrota de las organizaciones terroristas: Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA) y Sendero Luminoso, así como la desarticulación de organizaciones internacionales de narcotraficantes; acciones que han merecido el reconocimiento de la comunidad nacional e internacional. El nuevo milenio encuentra a la Policía Nacional del Perú comprometida en un vigoroso proceso de cambio para adecuar su organización a las exigencias de una sociedad postmoderna, encaminada hacia su progreso social y económico. La Escuela de Policía se inauguró el primero de Noviembre de 1922.
Inicialmemte se dividió en cuatro secciones, teniendo el siguiente Plan de Estudios:
Cursos para Oficiales.
Cursos para Sección de Tropa.
Cursos para la Sección de Investigación.
Siendo Presidente de la República el Doctor Don josé Luis Bustamante y Rivero. el 15 de Setiembre de 1948, el Ministro de Gobiernop y Policía Doctor Julio César villegas Cerro, en reconocimiento al esfuerzo desplegado en el difícil campo de la Investigación y vigilancia, expide una resolución, otorgandole autonomía e independencia funcional a esta Unidad policial con misiones específicas y modificándosele su denominación de Cuerpo de Investigación y Vigilancia a Dirección de Investigación, Vigilancia e identificación(CIVI).
En 1949, siendo Presidente de la República el General Don Manuel Apolinario Odría Amoretti, se eleva el CIVI a la categoría de dirección General.
Por resolucón del 09 de Noviembre de 1955, se facultad el ingreso de personal de investigaciones de sexo femenino. Es así como, el 02 de Mayo de 1956, cuarenta jóvenes mujeres ingresan como "Aspirantes a Vigilantes del Cuerpo de Investigaciones".
A partir de entonces, la Nación Peruana ve configurarse tres cuerpos policiales con misión y funciones específicas: La Guardia Civil del Perú, La Policía de Investigaciones del Perú y la Guardia Republicana del Perú.
Como ente de apoyo fue creada la Sanidad de Policía, mediante Resolución Suprema del 04 de diciembre de 1924.Un cambio importante se produjo en 1985, cuando el Supremo Gobierno dispuso la reorganización de las Fuerzas Policiales mediante la Ley de Bases N° 371, la misma que entre otras medidas, estableció un Comando único y un solo Centro de Estudios para la preparación de oficiales policías, y una Escuela de preparación para guardias.
Creación DE LA PNP. 1988.
El 28 de julio de 1985, asume el gobierno Constitucional del país, el doctor Alan Ludwig Gabriel García Pérez, dándose los primeros pasos de los que significara en un futuro, no muy lejano, la integración de las Fuerzas de Policía en una sola Institución. Se promulga la nueva Constitución Política del Perú, en la misma que, por primera vez en la Historia del Perú, se reconoce la finalidad de la policía peruana que, se precisa, es mantener el Orden Interno.
Al afianzarse la política de Integración Policial, en este mismo período presidencial y por Ley N" 24949, un 06 de diciembre de 1988 se establece una modificatoria en la Constitución Política, creándose la Policía Nacional del Perú, asumiendo este nuevo ente policial la Organización y Funciones de las Instituciones primigenias, GC, GR y PIP, con todos sus derechos y obligaciones, dándose inicio as a una nueva etapa en la historia Policial Peruana, involucrada en la problemática socio - económica, cada vez más complicada, agudizada por el fenómeno del narcoterrorismo y su secuela escalofriante y sangrienta., adoptando el lema:"Dios, Patria y Ley".Las décadas de los 80 y 90, han sido etapas de duras pruebas para el profesionalismo policial que tuvo que enfrentar exitosamente graves alteraciones del Orden Interno, provocadas por el narcotráfico, el terrorismo y la delincuencia organizada.Son logros históricos el haber contribuido a la derrota de las organizaciones terroristas: Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA) y Sendero Luminoso, así como la desarticulación de organizaciones internacionales de narcotraficantes; acciones que han merecido el reconocimiento de la comunidad nacional e internacional.El nuevo milenio encuentra a la Policía Nacional del Perú comprometida en un vigoroso proceso de cambio para adecuar su organización a las exigencias de una sociedad postmoderna, encaminada hacia su progreso social y económico.

Mariano Santos Mateo (1850 - 1900) fue un Guardia Civil (Policía) peruano que participó defendiendo a su país durante la guerra del Guano y del Salitre, se hizo célebre al capturar, durante la Batalla de Tarapacá, la coronela del Batallón de Infantería "2da. línea" del ejército de Chile.
El valeroso cusqueño Mariano Santos Mateos, nacido en el distrito de Lucre, provincia de Quispicanchis, durante su mocedad, luego de ejercer varias profesiones ingresó, en 1875 a la entonces Institución de la Guardia Civil.
La Guerra del Pacífico encuentra a Mariano Santos prestando servicios en la ciudad de Arequipa. Con ese motivo pasó a Mariano Santosformar parte de la tercera columna ligera de guardias, que se integró al Ejército del Sur.
El 27 de noviembre de 1879, en el fragor de la batalla de Tarapacá, el Guardia Mariano Santos arremetió contra el enemigo, bayoneta en mano, hasta llegar ante el abanderado, a quien le arrebató el estandarte del Regimiento Segundo de Línea; hazaña que incidió en la victoria sobre las huestes oponentes.
La virtudes militares del Guardia Mariano Santos fueron reconocidas de inmediato por el Comando del Ejército del Sur. Pasada la guerra, fallece el año 1900.
El Congreso de la República mediante Ley Nº 23316 lo declaró Héroe Nacional. Posteriormente, en reconocimiento a su heroísmo, el Congreso de la República dió la Ley Nº 27018 del 21 diciembre 1998, mediante la cual se precisa su jerarquía en la Policía Nacional, otorgándosele el Grado de Alférez.
Alferez PNP
Mariano SANTOS MATEOS
Heroe de la Policía Nacional del Perú
"El Valiente de Tarapaca"

Alipio Ponce Vásquez (Anexo de San Lorenzo, Distrito de Apata, Jauja, Junín, Perú, 15 de agosto de 1906 - Porotillo, Ecuador, 11 de septiembre de 1941). fue un Policía Peruano, Capitán de la Guardia Civil del Perú, que murió en el Conflicto Perú-Ecuador de 1941.
Este valeroso Oficial, nacido en 1906 en el Distrito de San Lorenzo, provincia de Jauja, Dpto. de Junín, se inició como Guardia de esquina y ascendió hasta Sargento 1ro. recorriendo diversas comisarías de Lima y el Norte; luego fue Cadete de la Escuela de Oficiales, egresando como alférez en Enero de 1937.
Al producirse los sucesos de 1941 en la frontera norte, Alipio Ponce, a la sazón Teniente, fue destinado como Oficial de la Guardia Civil. Participó decididamente en la Batalla de Zarumilla, logrando notables victorias en las acciones de armas que culminaron con la toma de Quebrada Seca, Carcabón y Huabillos. Fue en la toma del puesto de Carcabón donde Alipio Ponce, el 25 de Julio de 1941, al mando de un puñado de soldados de ingeniería y policías de su destacamento, tras una acción de sólo 25 minutos logró desalojar a las fuerzas oponentes, izando en el mástil la Bandera Nacional. Al día siguiente lanzó un sorpresivo ataque contra la posición de Huabillos, que el enemigo no pudo contener, el 11 de Setiembre de 1941 pereció heroicamente en acción de armas, durante una emboscada en la Quebrada de Porotillo (Ecuador), cuando su patrulla realizaba una misión de reconocimiento.
El Congreso de la República en mérito a su heróica actuación durante dicho conflicto, lo declaró Héroe Nacional mediante Ley No-24658, disponiendo además que sus restos reposen en la Cripta de los Héroes.
Capitan PNP
Alipio PONCE VASQUEZ
Heroe de la Policía Nacional del Perú
"El Titán de Carcabón"

Horacio Patiño Cruzatti Nació el 4 de diciembre de 1925 en el distrito de Lircay, provincia de Angaraes, departamento de Huancavelica, siendo sus padres don Federico Patiño Zapater y doña Edelmira Cruzatti Hernández. Inició y culminó sus estudios primarios en el Colegio de los Padres Salesianos “Santa Rosa” de la ciudad de Huancayo habiendo hecho los dos primeros años de la secundaria en la Gran Unidad Escolar “Santa Isabel” de la misma ciudad. Culmina sus estudios secundarios en Lima en el desaparecido Colegio Particular Modelo que se encontraba en el jirón Puno Nº 559 Cercado de Lima.
Ingresa como cadete, el 15 de marzo de 1945, a la Escuela de Oficiales de la Guardia Civil de la Escuela de la Guardia Civil y Policía. Egresa con el grado de Alférez de Caballería GC el 1 de febrero de 1949, ocupando el puesto N° 47, e integrando la Promoción “Alférez GC Rafael Vereau Chávez”, pasando a prestar servicios, apenas egresado, en la Dirección General de la Guardia Civil y Policía para luego, ese mismo año, ser destinado a la 26-CGC-Lima-La Victoria - 9na. Comisaría GC – Petit Thouars. Durante 1951 estuvo laborando en las 13-CGC-Abancay y 29-CGC-Lima-Radio Patrulla, siendo la última Comandancia donde estuvo prestando servicios por mucho tiempo, habiendo contribuido a su organización.
En 1952 asciende a Teniente GC permaneciendo en la 29-CGC-Lima-Radio Patrulla 3ra. Compañía.
En 1955 asciende a Capitán GC en 1955 y continúa en la 29-CGC-Lima-Radio Patrulla - 2do. Escuadrón hasta 1957.
En 1958 fue destinado a la Escuela Nacional de Policía – Escuela de Oficiales de la Guardia Civil – Batallón de Cadetes 2da. Compañía.
En 1959 asciende a Mayor GC y, con su nuevo grado, fue adscrito a la Dirección General de la Guardia Civil y Policía, ese mismo año regresa a la 29-CGC-Lima-Radio Patrulla como Oficial adjunto del 1er. Jefe y luego, el mismo año, fue destinado a la 3-CGC-Chiclayo.
En 1961 ingresa al Centro Superior de Estudios Policiales egresando en diciembre de 1962.
En 1963 es destinado a la 5-CGC-Huaraz como 2da. Jefe, ese mismo año regresa a la Dirección General de la Guardia Civil y Policía para desempeñar la Jefatura de Relaciones Públicas, el mismo año estuvo en la 11-CGC-Cusco como Oficial adjunto.
En 1964 fue Jefe del Departamento Académico del Centro Superior de Estudios Policiales, ese mismo año fue adjunto de la I Región de Policía de la Guardia Civil y Policía con sede en Tumbes. Ese mismo año fue Comisario GC de Sullana, en el Puesto GC de Bellavista.
También estudió en la Escuela Superior de Guerra, Academia de Guerra Aérea y en el Instituto Peruano de Administración Pública.
En 1965 fue nombrado Jefe del Centro Superior de Estudios Policiales y ese mismo año es destinado a prestar servicios en la 10ma. Comandancia de la Guardia Civil – Huancavelica, confiándosele el comando del Destacamento que debía actuar en la zona de Salcahuasi de la provincia de Tayacaja.
El día 7 de junio de 1965 es tomado por asalto el Puesto GC de Andamarca y los insurgentes se llevaron como rehenes a los Guardias GC Clemente Espinel Hinostroza y Tomás Rengifo Lozano, habiendo ordenado el Comando de la Guardia Civil la organización de operativos de búsqueda en toda la zona. Dos días después ocurrieron, por parte de los insurgentes, ataques a la mina de Santa Rosa y a la hacienda Runatullo y la voladura del puente Maraynioc el cual fue dinamitado.
Ante esta situación el Mayor GC Horacio Patiño Cruzatti, al mando de una Patrulla de 32 efectivos (compuesta de 3 Oficiales y 29 Clases y Guardias) pertenecientes a la 10-CGC-Huancavelica, recibió la misión de capturar a los subversivos y restablecer el orden en el poblado de Púcuta.
El 27 de Junio de 1965, en plena marcha, son emboscados en el cerro Púcuta, cayendo el Mayor Patiño Cruzatti, el Capitán de la Sanidad Policial Enrique Torres Gonzáles, los Suboficiales Guillermo Zúñiga Medina y Eleuterio Ventura Huamán y los jóvenes efectivos policiales suboficiales de tercera. Carlos Egúsquiza Ames, Alfonso Soto Martínez y Yen Escobedo Garro.
Cmdte. PNP
Horacio PATIÑO CRUZATTI
Heroe de la Policía Nacional del Perú
"El heroe de Pucuta"

Comandante GRP Juan Edmundo BENITES LUNA Mártir de la GRP, 03 de Agosto del 2010, quién ofrendó su vida para dar certero cumplimiento a sus convicciones respecto al deber en lo cual fue adoctrinado tanto en nuestra escuela de oficiales, como en su hogar.
El comandante Juan Edmundo BENITES LUNA, nació en lima el 23 de junio de 1948, hijo de don Leoncio Benites y rosario luna, habiendo contraído matrimonio en el año 1975 con doña Miriam Santolaya, dejando como heredero a su hijo llamado Juan Carlos Benites Santolaya.
Cursó estudios secundarios en el colegio “Ricardo Bentín”, ingresó a la escuela de oficiales de la GRP el 01 de Marzo de 1967 pertenecientes a la promoción TC EP Enrique Eleazar Herbozo, como subteniente el 01 de Enero de 1971, tuvo la distinción, de espada de honor, por su reconocimiento a sus cualidades personales, académicas y morales, siempre dispuesto a ayudar, a enseñar, a dar un consejo, que denotaba cierta madurez con la que se iba distinguiendo, nunca en actitud mezquina, nunca en actitud de presumir, siempre voluntarioso, humilde, solidario, si alguien puede representar mejor al oficial de nuestra promoción es él, con sus virtudes, casi en verdad no encontramos defectos, su desempeño en todos sus actos eran naturales, fluidos, personalidad de carácter, reflexivo, a veces taciturno, pensaba antes de contestar, cuidaba y consideraba su respuesta, nunca observamos la actitud de soberbia o arrogancia basado en sus capacidades intelectuales, ahora con el tiempo es posible ver mejor estas virtudes que lo hacían diferente, mejor, tal vez un poco terco cuando se trataba de representar sus convicciones que pasaban por dar el cumplimiento a lo correcto, era un ilusionado cuando se trataba de actuar en función de la ética, del honor, de la responsabilidad, de los conceptos de patria, honestidad, a él lo aprisionaban con mayor y permanente testarudez estos valores que se daba el tiempo de trasmitirlos a sus compañeros cuando cadetes y luego cuando tuve ocasión de seguir cruzándome con él en condición de oficial seguía pensando igual, sus ideales nunca decayeron, es más podría decir que los había hecho crecer, de su interior seguía brotando esa necesidad de trasmitir el bien, nunca lo incorrecto, en suma su accionar era cercano a la decencia del quijote.
Mártir Institucional, víctima de una banda de narcotraficantes que operaba en Ayabaca (Piura). Su inmolación se produjo el 17 de mayo de 1983, en la jurisdicción del Puesto de Vigilancia "Algarrobal".
Comandante PNP
Juan Edmundo BENITES LUNA
Heroe de la Policía Nacional del Perú
"El heroe de Ayabaca"

Organigrama